ESPACIO MULTIFUNCIONAL

por Martha Galas

No importa si eres dueño o empleado, cada persona tiene opiniones distintas de lo que representa el lugar de trabajo; para algunas, es una fuente de inspiración diaria, valores y trabajo en equipo mientras que, para otras, un verdadero fastidio del cual no logran zafarse. 

A raíz de los constantes y obligados cambios, el concepto implica un espacio físico o virtual, con la posibilidad de una interacción digital entre empleados y jefes.  Sin embargo, esta transformación también debe abarcar una serie de implicaciones primordiales tanto para las empresas como sus trabajadores, incluyendo los derechos y las obligaciones de cada parte a modo que la constante evolución no conduzca ni al desánimo ni al descontrol para seguir haciendo las cosas como se esperaba, aunque sea desde un lugar distinto

Una oficina puede ser varias cosas: un espacio repleto de escritorios y empleados, una mesa en una cafetería o un sofá en un rincón de la sala donde te sientas para prender tu computadora.  Ese espacio, cualquiera que sea, es multifuncional y el contacto, aunque no físico, es posible mientras se   laboran simultánea y directamente con otros, quienes se encuentran a la vuelta de la esquina o al otro lado del mundo.

No podemos pasar por alto que la productividad de una empresa convencional depende del manejo que se haga del lugar de trabajo, incluyendo el ambiente físico, situaciones organizacionales y supervisión del rendimiento o trabajo de los empleados.  El espacio laboral va más allá de estadísticas y números; es una cultura y una experiencia, adonde todos recurren, ese punto de reunión, ese espacio en el que nos encontramos para alcanzar los objetivos marcados rumbo al éxito.

El crear un ámbito laboral agradable requiere de constancia; algunas empresas han puesto en marcha programas para mejorar las relaciones interpersonales, retener talento, fomentar el aprendizaje y desarrollo de capacidades, así como de bonificaciones, manteniendo como propósito fundamental   el fomentar tanto la creatividad como el deseo de superación personal, y ofreciendo, al mismo tiempo, oportunidades de promoción.

Hace tiempo, la norma era asignar cubículos u oficinas; hoy en día, el empleado goza de libertad ya que lo que se intenta es impulsar el rendimiento mediante un armonioso equilibrio entre su vida laboral y personal ya que las funciones mentales se ven estimuladas o bloqueadas por los mismos espacios físicos dentro de los cuales debemos laborar.

En resumen, para fomentar la productividad y cuidar el bienestar de su gente, las empresas requieren adaptarse a las situaciones que se presenten, modificando tanto los espacios como la forma en que funcionan.  La clave radica en fortalecer la cultura laboral sin descuidar las necesidades de los empleados, logrando su total satisfacción

¿Necesitas ayuda en las cuestiones laborales?  No dudes en contactarnos.  Somos INARI, Inteligencia Laboral, el asesor laboral indicado para la era moderna.

LO MÁS NUEVO
EMPLEADO
Estilos de liderazgo empresarial
agosto 08, 2022
EMPRESA
Casos especiales en la PTU
abril 25, 2022
NOTAS RELACIONADAS
EMPRESA
ROTACION DE EMPLEADOS:  DESCONOCIMIENTO DEL F...
abril 11, 2017
EMPRESA
10 ESTRATEGIAS ESENCIALES PARA CONVERTIRTE EN U...
diciembre 05, 2016